viernes, 6 de abril de 2012

EL SECRETO DE DIOS

el otro mesías
No creo en Dios. Los que creen, deberían considerar la posibilidad de haberlo malinterpretado o de haber sido engañados:

"Dios, arguye Nils Runeberg, se rebajó a ser hombre para la redención del género humano; cabe conjeturar que fue perfecto el sacrificio obrado por él, no invalidado o atenuado por omisiones. Limitar lo que padeció a la agonía de una tarde en la cruz es blasfematorio. Afirmar que fue hombre y que fue incapaz de pecado encierra contradicción.

(...) Dios totalmente se hizo hombre hasta la infamia, hombre hasta la reprobación y el abismo. Para salvarnos, pudo elegir cualquiera de los destinos que traman la perpleja red de la historia; pudo ser Alejandro o Pitágoras o Rurik o Jesús; eligió un ínfimo destino: fue Judas.

(...) Dios no quería que se propalara en la tierra Su terrible secreto."

(Jorge Luis Borges, "Tres versiones de Judas". En Ficciones. 1944)


Y atención a las reflexiones del siempre interesante Juan Arias: "¿Se vive mejor sin Dios?"

Giotto di Bondone: El beso de Judas
(fresco en la Capilla Scrovegni, Padua), 1305-1306.
Fuente: theartwolf.com - Giotto di Bondone - Biografía
.
"Más traiciones se cometen por debilidad que por un propósito firme de hacer traición."
(François de la Rochefoucauld)
.

2 comentarios:

Jesús Ruiz Pérez dijo...

Qué delicia volver, como otras veces por estas fechas, a un tema querido: tratar de comprender a un traidor como Judas, tan insignificantes las 30 monedas...

Susana R. Verano dijo...

Ocurre que Judas escon mucho el personaje más interesante y desconocido de esta historia.